Los fundamentos para desarrollar una Smart City

A lo largo de la historia, edificios con características similares y usos relacionados se han agrupado juntos. Ello ha sido cierto para los vecindarios y para los lugares de comercio. Por esa razón no es extraño que la tendencia a agrupar condujera también a la creación de un lugar destinado exclusivamente a los negocios.

Las smart cities o business parks son el resultado de este cambio en el desarrollo inmobiliario. Estos parques son sitios relativamente remotos donde las empresas se agrupan, aprovechando factores como el amplio espacio disponible, alquileres más bajos, y los beneficios de una red tecnológica para conectarse con rapidez a otros negocios y a los clientes.

Grupo Karim’s, líder regional en el desarrollo de Real Estate Industrial, con presencia en Honduras, Guatemala, México, y los Estados Unidos, supo ver desde sus inicios que las smart cities serían un componente clave del panorama económico y espacial de los países centroamericanos. 

Es difícil definir de manera precisa y absoluta lo que debería ser una smart city. Pero en Grupo Karim’s, hemos concluido que sus ubicaciones han sido creadas para un conjunto de

operaciones de negocio basadas en un contexto geográfico cercano, evolucionando el concepto tradicional de oficina en función de objetivos de desarrollo centrados en la industria o los servicios. 

Cuáles son los fundamentos y cómo hemos llegado a desarrollar smart cities

Para comprender a cabalidad un proyecto inmobiliario que se orienta a los negocios es necesario explorar la lógica detrás de su surgimiento. También es importante revisar y comprender los puntos clave que influyeron y que han llevado a la situación actual en el sector de las smart cities.

El surgimiento de esta clase de instalaciones está ligado a un floreciente patrón de desarrollo suburbano en países como Honduras, así como a la aparición de tasas hipotecarias favorables que apoyaron la expansión de la vivienda suburbana. Al mismo tiempo, el crecimiento de la población cualificada y apta para trabajar, y el mayor uso del automóvil, con el consiguiente cambio en los patrones de desplazamiento, afectó significativamente la concepción de trabajo. 

A ello se suma el boom del nearshoring que arrancó con fuerza desde la década de los 90, y durante el cual las empresas del sector de BPO y ITO vieron claramente un potencial inigualable en la región para destinar sus inversiones. En este modelo de desarrollo, los parques empresariales y las smart cities se constituyeron en la opción del futuro, y lo son aún hoy. 

Esta clase de proyectos ofrecen un espacio adecuado a los negocios, además de una sensación de seguridad. En la primera ola de esta transformación, los parques empresariales se centraron en las manufacturas. Sin embargo, no pasó mucho tiempo antes de que alcanzaran al sector de los servicios. 

Surge una idea, nace una buena oportunidad de negocio

En el caso de Altia, y dentro del mismo contexto, la historia comienza con la visión de Mohammad Yusuf Amdani Bai, Presidente del Consejo de Administración de Grupo Karim’s, quien desde mediados de los años 90 ideó los conceptos de parques industriales y ciudades inteligentes. 

Él es el cerebro detrás de proyectos como Altia Smart City y Green Valley Advanced Manufacturing Hub, los mismos que han beneficiado a la región en términos de inversiones extranjeras y empleo, y que otras empresas han tratado de emular desde entonces. Con más de 10 años de experiencia y conocimiento, Altia se ha convertido gradualmente en el aliado altamente especializado en la construcción y administración de soluciones de espacio para empresas BPO & ITO que buscan las siguientes características:

  • Edificios ubicados a escasa distancia entre sí, lo cual supone que hay zonas ajardinadas o de relajación, pero también que se reduce la interacción entre edificios cuando sea necesario por la naturaleza del trabajo.
  • Edificios ubicados en torno a vías de acceso que suministren áreas de carga y estacionamiento conveniente. 
  • Espacios de oficinas con infraestructura tecnológica para telecomunicaciones y transmisión de información de alta velocidad a través de una red de fibra óptica. 

Altia Smart City está compuesta de todos los elementos que encarnan este concepto, demostrando lo que debe ser la esencia de una Smart City. Cada uno de sus recursos agrega valor a los otros componentes de sus espacios, lo que hace que Altia destaque y sea completamente sostenible desde un punto de vista comercial.

No dejes de leer también: Por qué deberías tener tu espacio de oficina en un Business Park

Artículos recientes

Categorías

Artículos relacionados